Dentro de los objetivos del Convenio de diversidad biológica (1992), en el cual Colombia es partícipe, el manejo de los ecosistemas es uno de los enfoques principales para la conservación de la biodiversidad. El concepto de manejo surge como respuesta a la “crisis de la biodiversidad” y se define como “la utilización de componentes de la biodiversidad de un modo y a un ritmo que no ocasione su disminución o deterioro a largo plazo, con lo cual se mantienen las posibilidades de esta de satisfacer las necesidades y las aspiraciones de las generaciones actuales y futuras” (ONU, 1992, 1997).

En la actualidad, las acciones de manejo son una de las herramientas claves para la conservación de los ecosistemas (FAO, 2016; PNUD, 2014; Rodríguez & Cuervo, 2014). El manejo y la valoración de ecosistemas involucran entonces las bases conceptuales y metodológicas de varias disciplinas como la ecología, ecología del paisaje, la economía, la sociología, la gestión ambiental y el derecho ambiental. Es importante que el estudiante sepa articular entre estas disciplinas para que en el desarrollo de su labor profesional se enfrente de manera efectiva a situaciones donde deba formular propuestas o planes de acción con fines de conservación de áreas o recursos.

Propósito:
El estudiante tendrá la capacidad de articular los conceptos y herramientas metodológicas para plantear soluciones a las problemáticas que se presentan en el manejo de los ecosistemas y el contexto socioecológico en el cual se presentan.