El curso busca sensibilizar a los docentes en formación sobre la importancia de conocer el aporte de la neurociencia a la educación, motivar la exploración de cómo suceden los procesos de aprendizaje en el cerebro de sus educandos, qué estructuras están comprometidas y cómo el desarrollo y la maduración de estas en su interacción con el ambiente, influyen en el aprendizaje.